Misión de paz, recibimiento de guerra.

No sé cómo enfocar el post, no sé cómo hacerlo sin que mis simpatías, en este caso, antipatías, queden al descubierto.

No entiendo qué ha pasado con La Flotilla. No sé cómo, según a quién escuches, o a quién leas, ésta era una generosa y pacífica masa de activistas humanitarios,, o un entramado terrorista para cubrir de armas a los palestinos.

¿Tan difícil es, hoy día, saber, o seamos más realistas y dejémoslo en aproximarnos a la verdad?

Dice el Sr. Schutz, embajador de Israel en España, que tendieron una trampa a sus muchachos… pero los muertos han sido sólo de un bando, del contrario, ¿Ésa, qué tipo de emboscada es?

No entiendo los bloqueos, no entiendo que sean los pueblos los que paguen lo que cuatro locos, que les dirigen, hagan. No me gusta ver al pueblo cubano mendigando, no quiero ver a un montón de palestinos pasar hambre.

Y no hay solución porque el mundo está dividido en buenos y malos. Porque o estás conmigo o contra mí. Porque el equilibrio es imposible (qué recuerdos me trae el comienzo de esta frase) cuando existe poder que repartirse. Porque el dinero mueve montañas, y la religión, fanáticos.

Mientras se llenan portadas, páginas y más páginas analizando, juzgando, condenando, apoyando, reivindicando, pero jamás cambia nada.

La ley del más fuerte, me jodes, mueres.

Es necesario, dirán… y puede que lo sea. Pero a mí me repugna el olor a sangre.

Anuncios

9 comentarios

Archivado bajo Actualidad, Opinión

9 Respuestas a “Misión de paz, recibimiento de guerra.

  1. aureserrano

    Chapeau, cibernética. Excelente reflexión.

  2. At.

    No disiento. Por otra parte, es difícil ser tan previsible como los Israelíes… y por tanto hay que ser bastante idiota para intentar saltarte un bloqueo, negarte a una inspección siendo sospechoso de llevar armas, que unos desquiciados armados hasta los dientes y de gatillo fácil te pretendan abordar, y encima resistirte y blandir armas de mentira. En fin, el mundo está loco.

  3. Comparto todas tus palabras menos esa cierta acusación a la religión. El problema árabe-israelí es principalmente político, no religioso. El budismo no es el culpable de lo que ocurre en el Tibet. Es otro problema político.
    Y si me apuras, en casi todos los casos, más que políticos, culturales.

  4. @unmirador precisamente, el conflicto árabe-israelí es mayoritariamente religioso. EE.UU apoya a Israel gracias a la derecha evangelista, a la que pertenecía Bush, que tiene la estúpida creencia de que si los árabes conquistan “la tierra sagrada”, el mundo se acabará.

  5. Me llamó poderosamente la atención escuchar al embajador de Israel en España defender que ellos habían sido las víctimas en este asunto… El mundo está dividido en buenos y malos, sí, y todos juegan a confundir con los medios.

    En fin, señorita, ha sido una reflexión muy acertada la tuya… lo cual, realmente apena 😦

  6. ciberneticaeterna

    Le apena, Lume, que mis reflexiones sean acertadas?
    Unmirador, estoy más de acuerdo con Pablo, e incluso lo llevaría más allá, detrás del fanatismo religioso hay un interés económico claro. Obviamente de los que dirigen el cotarro.
    At, tampoco disiento con usted, Israel suele ser previsible.

    Gracias a todos por los comentarios.

  7. @PabloMM Sigo sin compartir que es religioso. Eso es un disfraz que oculta los verdaderos intereses, geoestratégicos, principalmente.
    Los estados-tapón siempre han interesado mucho, como Mongolia o la unión entre Holanda y Bélgica del XIX.
    Creo que a la OTAN, a Occidente (incluida la incompetente ONU y la diplomáticamente débil UE) y, por supuesto, a EEUU les interesa tener ahí a un Israel pro-occidental fuerte, de lo contrario, el problema ya estaría más que arreglado.

  8. Cuán torpemente he debido expresarme, señorita! 😛 Lo que me apena es que éste sea un mundo de buenos y malos, regido por la ley del más fuerte, por el dinero, el ansia de poder de unos pocos… y por la religión (yo también creo que la religión sí pinta algo aquí).

  9. @unmirador no se puede negar el componente religioso cuando en esa zona del mundo llevan matándose desde la época de los cruzados. Claro que su situación geográfica cuenta, occidente no está como para perder aliados en Oriente Medio, pero Israel no debería olvidar que Turquía también es un aliado muy poderoso y muy necesario para occidente y jugarse los cuartos con ella le puede salir caro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s