Heroínas.

Que la mujer es el enemigo todos lo sabemos. Si nos hemos confiado en el tema evolutivo, o esto ha sido así desde el principio de los tiempos, no ha lugar en este post aunque, desde aquí, acepto cualquier guante que se me lance a la cara. Y dejen ya de apuntar, feminazis y malfolladas de turno -perdonen la redundancia-  porque esto es un cumplido. Mientras ellas han perfeccionado lo que ya de por sí se les consideraba innato, nosotros nos hemos dedicado a dejar de beber el Whisky solo para pasarnos al ron con cola, -en el mejor de los casos- o pagar(se)los -en el peor-. Ahora, nos crujimos los puños y queremos ganar todas las puñeteras manos. ¿Pero es que todavía no te das cuenta? Ella siempre estará en la mesa antes que tú.

Ella reparte las cartas.

La banca es femenino, amigo. Y siempre gana.

¿A qué coño viene todo esto, Jesús?

Con esto en la cabeza salí de “Heroínas”, la exposición que hasta el 5 de junio albergará el Museo Thyssen – Bornemisza a pachas con la Fundación Caja Madrid y que, en el fondo, es lo que os quiero recomendar. Mujeres e historia. Más bien lo segundo contemplando a lo primero.

Se sigue un orden temático y no cronológico, y se acierta con ello. Primero, nos encontramos ante mujeres “Solas”. Casilla de salida de toda heroicidad, la soledad se aborda desde óleos de Feurbach y representaciones clásicas de la misma, hasta c-prints más actuales. La yuxtaposición de estilos y épocas dota a toda la exposición de un ritmo vivo, sin saturar, y constantemente reflexivo. Lo que la(s) cerveza del viernes es al Gin Tonic del domingo.

La referencia al mundo clásico, imprescindible dada la temática, se condensa en “Cariátides” y “Ménades” Más en estas últimas que en las primeras, de las que sólo se toma prestada la connotación clásica del término para extrapolarlo, principalmente, a la mujer campesina. Lienzos de Jules Breton y Bouguereu nos transportan a un mundo idílico. En “Ménades”, se aborda la mitología clásica de estos seres, ninfas a las órdenes de Dioniso, y sus bacantes. “La muerte de Orfeo”, de Émile Lévy, como lienzo emblemático y aglutinador del concepto, dota a esta parte de un trasfondo filosófico -¿Y estético?- necesario, bajo mi punto de vista, para una exposición que como os señalaba, pretende gravitar sobre una idea. De nuevo, Dionisos contra Apolo.

“Atletas”, “Magas”, “Mártires”, “Acorazadas y amazonas”, -con una Palas Atenea de Rembrandt-  son algunos de los nombres que, con mejor o peor criterio, según qué casos, definen a las obras que tienen cabida en las distintas salas que pueden visitarse.

Al salir, me recordaba mi compañera la conocida frase del Petit Caporal: “Las batallas contra las mujeres son las únicas que se ganan huyendo”.

¿Qué necesidad hay de huir de batallas que nos ofrecen las más dulces de las derrotas?

Mujeres, ¡salud!

Anuncios

7 comentarios

Archivado bajo Arte, Firmas, Recomendaciones

7 Respuestas a “Heroínas.

  1. Julian

    Si fueras un poco más cargante habría muerto en el intento de leer esta cosa. Por suerte lo dejé en el segundo párrafo. Puedes dedicarte a otra cosa

  2. Alex

    El Thyssen es un museo que me gusta. Lástima no estar en Madrid, para poder acercarme más a menudo.

    Lamento que tu exquisitez no esté al alcance de todos.

    No, no lo lamento, si lo estuviera no sería exquisitez, sería Belén Esteban.

  3. Me apunto la recomendación, me ha gustado.
    A ver si puedo ir

  4. Ya va siendo hora de que conozca el Thyssen, que ya son casi 4 los años que llevo en Madrid! Y tal y como has retratado la exposición, suena muy interesante. A ver si consigo asomarme por allí, de aquí al 5 de junio, debería darme tiempo de sobra…

    Muy buen post!

  5. ciberneticaeterna

    Gracias por sus comentarios:
    Julian, su siguiente ron con cola apúntelo en mi cuenta. Si lo ve muy “cargante”, nos pasamos al Malibú con piña.
    Alex, Kade, sí que merece la pena dedicarle un domingo al eje Prado – Thyssen – Reina Sofía, por el orden que se prefiera.

  6. ciberneticaeterna

    Hágalo, Raúl, no se arrepentirá.

    Un saludo.

  7. ainhop

    Me ha gustado mucho!!!
    No sé qué más puedo decir hahaha.
    Quizá lo que comenta Alex, lástima no estar en Madrid para verlas de cerca.
    Ah sí, y eso de ‘Ella reparte las cartas’ me recuerda a un conjunto de esculturas muy graciosas que hay en Darmstadt (Alemania), porque precisamente son las mujeres de bronce las que las dan y hacen las trampas…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s