Paradoja de Russell, ejemplo del barbero.

En un lejano poblado de un antiguo emirato había un barbero llamado As-Samet diestro en afeitar cabezas y barbas, maestro en escamondar pies y en poner sanguijuelas. Un día el emir se dio cuenta de la falta de barberos en el emirato, y ordenó que los barberos sólo afeitaran a aquellas personas que no pudieran hacerlo por sí mismas. Cierto día el emir llamó a As-Samet para que lo afeitara y él le contó sus angustias:

— En mi pueblo soy el único barbero. No puedo afeitar al barbero de mi pueblo, ¡que soy yo!, ya que si lo hago, entonces puedo afeitarme por mí mismo, por lo tanto ¡no debería afeitarme! Pero, si por el contrario no me afeito, entonces algún barbero debería afeitarme, ¡pero yo soy el único barbero de allí!

El emir pensó que sus pensamientos eran tan profundos, que lo premió con la mano de la más virtuosa de sus hijas. Así, el barbero As-Samet vivió para siempre feliz.

 

¿Cómo resolverían esta paradoja?

 

 

Anuncios

11 comentarios

Archivado bajo Ciencia, Filosofía

11 Respuestas a “Paradoja de Russell, ejemplo del barbero.

  1. Cambiando la orden… o saltándotela

  2. Realmente no es una paradoja. Si el barbero no tiene otro barbero que le afeite, entonces no es capaz de hacerlo. Por tanto, se puede afeitar a si mismo… ¿donde está la paradoja? 😛

  3. Con esto lo que quiero decir es que la libertad para buscar tu propia felicidad debe imperar sobre cualquier ley del mundo ;D

  4. ciberneticaeterna

    El barbero sólo puede afeitar a aquellos que no puedan hacerlo por sí mismos… el sí puede autoafeitarse como persona, no puede hacerlo como barbero….

  5. Sonya_Back

    Llevando otro barbero al pueblo o cambiando la ley.

  6. lo que quería decir con mi respuesta, es que el tema es bastante profundo, o al menos creo que así lo planteó el tal Russell… ;D

  7. ciberneticaeterna

    En realidad es una paradoja usada por Russell en la teoría de conjuntos, efectivamente, mucho más complicada que un barbero afeitando, pero es una buena manera de darle vueltas al coco.

    Destellos de la filósofa que fui xDD

  8. Afeitándose fuera de horas de trabajo… Como paisano, vamos 🙂

  9. As-Samet era calvo, qué hay que explicároslo todo 😀

  10. Si pudo ver al Emir, podía ir a otros pueblos a buscar un barbero. Anda que menuda excusa para no afeitarse 🙂

    Que recuerdos me trae sobre teoría de conjuntos y otras discusiones eternas. Destellos de ser pareja de una matemática (en tres ocasiones).

    PD: Y que me resulte más fácil entenderlo y explicarlo con conjuntos que con barberos, telita…

  11. Que recuerdos me trae sobre teoría de conjuntos y otras discusiones eternas. Destellos de ser pareja de una matemática (en tres ocasiones).
    +1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s